Poema,  Uncategorized

RESPIRANDO A BENEDETTI*

 

RESPIRANDO A BENEDETTI*
Por Fernando Galeana Padilla.

Hay Benedetti en un día largo,
Una sombra acariciando su poesía,
Palabras vivas, melancolías, espejos.

No sé nada de la muerte, pero cuando
muera quisiera también desmorirme,
el infinito es un instante y en este instante su poesía.

Toda la tarde estuve pensando y me
encontré mis huesos y los tuyos:
“Nadie quiere olvidar, pero se olvida, la memoria
es un cántaro prolijo donde se guardan los mejores fósiles”.

El mundo que respiro es parecido al que era tuyo,
me pertenece un patio de esta tierra que has dejado.
¿Qué es la muerte?
Nadie lo sabe, nadie, yo tampoco.

*Mario Benedetti (14 de septiembre de 1920 – 17 de mayo de 2009.)

Dicen que de poeta y loco tenemos un poco, yo animado en mi locura, gusto de escribir desde hace algún tiempo. Ahora mismo comparto contigo en este espacio que nos junta con el mundo, la amorosa reflexión en esta obra sencilla, en la que encontrarás la profundidad de un corazón latiendo en la creativa escritura que emana como sonrisas festivas. Te agradezco por visitar las veces que desees esta boya que indica algo en el océano inmenso de las letras, como la cercanía a un Puerto de poetas donde las palabras son las olas que llegan refrescando el alma. Yo soy a lo corto y a la distancia solo un puente entre el corazón y el pensamiento que hacen de el espíritu creativo la oportunidad para liberar al ser humano e integrarse plenamente. Te abrazo fuertemente por ser ese buscador que encuentra y llega tocando con los brazos abiertos de su inquietud humana. GAPFER.