Semáforo verde.
Fernando Galeana Padilla.

Cerca de los pasos que nos trajeron calma, los que han estado en los últimos tiempos llenos de debates y fuertes posiciones antagónicas.

Se revelan las inquietudes naturales, esas mismas que se reflejan en los espejos tuyos y de los otros que son también míos.

Ahí en esas madrugadas no se reconoce como silencio sano el despertar acongojado de ignorar si se está o no conviviendo con una u otra cepa.

Ese pequeño paso dado por Armstrong como símbolo del poder humano, de esa voluntad y fuerza, de la inteligencia para lograr metas, ese paso que previamente dio sobrevuelo en la órbita terrestre el señor Yuri Gagarin, esos primeros y seguidos pasos que nos dan certezas como lo hizo Pasteur y tantos más con la ciencia y su desarrollo en el bienestar y comodidad, hacen que el optimismo ore, rece, pida a los cielos la cura de un mal nuevo que nos aqueja.

¿Será la vacuna otro asombro que pase desapercibido con las horas de saberse a salvo?

Vendrán los mismos vicios, los irreparables errores, los egoísmos, las ambiciones desmedidas, las injusticias, todo eso que también mata, que tortura que ya no se aguanta.

Vendrán las frases circulando para glorificar los mercados y las ambiciones del poder político, vendrán si aún seguimos, nos tocará ver y ser parte, pero entonces a qué tanto encierro, qué fácil volvemos a lo mismo, sin ningún cambio ni compromiso, nos toca el semáforo verde y aceleramos, pobre del que se nos atraviese.

 

Jueves pozolero 24 de diciembre de 2020.

 

GAPFER

Dicen que de poeta y loco tenemos un poco, yo animado en mi locura, gusto de escribir desde hace algún tiempo. Ahora mismo comparto contigo en este espacio que nos junta con el mundo, la amorosa reflexión en esta obra sencilla, en la que encontrarás la profundidad de un corazón latiendo en la creativa escritura que emana como sonrisas festivas. Te agradezco por visitar las veces que desees esta boya que indica algo en el océano inmenso de las letras, como la cercanía a un Puerto de poetas donde las palabras son las olas que llegan refrescando el alma.
Yo soy a lo corto y a la distancia solo un puente entre el corazón y el pensamiento que hacen de el espíritu creativo la oportunidad para liberar al ser humano e integrarse plenamente.
Te abrazo fuertemente por ser ese buscador que encuentra y llega tocando con los brazos abiertos de su inquietud humana.

GAPFER.

También le puede gustar...